Guía para comprar tu primera bicicleta de montaña

Vamos a repasar las partes más importantes y fundamentales que un ciclista principiante debe de tener en cuenta para elegir una mountain bike e iniciarse en el ciclismo de montaña. Pero antes de empezar, ¿sabes qué talla de bicicleta necesitas? ¿No? Aquí tienes un FAQ para elegir la correcta

Cuadro ¿Aluminio o carbono?

Ya lo comentamos en un anterior post. Por el mismo dinero siempre es mejor comprarse una bicicleta de montaña de aluminio con mejores componentes que una de carbono con un peor montaje. Un cuadro de aluminio pesa más que uno de carbono, pero unos mejores componentes suelen ser más ligeros así que lo que pierdes por un lado lo ganas por otro. 

Otra opción es mirar a largo plazo con la idea de mejorar la bicicleta. En este caso te puedes gastar el presupuesto en una MTB de carbono con peor montaje e ir cambiando componentes poco a poco hasta dejarla a tu gusto. Esto también lo puedes hacer con una de aluminio, pero si nos ponemos a introducir matices no terminamos nunca y acabamos de empezar.

Rígida (hardtail) o doble (full suspensión)

La comparación es en el mismo rango de precios y siempre hablando de bicicletas de cross country, que son las mountain bike ideales para iniciarse. 

Rígida

  • Solo suspensión delantera (entre 100 y 120 mm de recorrido)
  • Más ligera.
  • Mejores componentes (tienes más por el mismo dinero).
  • Menos mantenimiento que una doble. 
  • Requiere más técnica en el pilotaje. Te obliga a mejorar tus habilidades y a mover tu cuerpo encima de la bici, pero te puede limitar en determinados terrenos. 

Una rígida es suficiente si das pedales por terrenos sin mucha dificultad técnica, caminos suaves, pistas o senderos sin mucho bache o piedras grandes. En otras circunstancias, te exigirá más física y técnicamente.

Doble

  • Suspensión delantera (mismos recorridos que la rígida) y trasera (hasta 110 mm de recorrido) 
  • Más cara. Peor montaje por el mismo dinero.
  • Pesa más.
  • Más mantenimiento.
  • Más cómoda.
  • No exige tanta técnica e incluso ayuda a determinados terrenos. 

La doble es más polivalente. Te sirve para todo lo que hace la hardtail sacrificando ligereza y calidad de componentes, pero te ofrece más comodidad en el mismo terreno que la hardtail y además te permite pedalear por zonas de mayor dificultad.

En las suspensiones, tanto delante como detrás, es importante que la bicicleta tenga mandos de bloqueo en el manillar. No son imprescindibles, pero ayudan a no tener que despegar las manos para bloquear o desbloquear la amortiguación. 

Ruedas

Tamaños:

  • 29” es el estándar de la industria hoy en día. 
  • También hay bicicletas de 27,5”.
  • En el mercado de segunda mano (también en algunas tiendas generalistas) hay un montón de bicicletas de 26” que eran la norma hace unos años y que ahora casi han desaparecido entre los fabricantes. 
  • Fatbike. Solo son recomendables para andar por arena y nieve. Son bicicletas con ruedas gordas, mucho más que el resto de las bicicletas de montaña, con un balón de 4” o 5”. El tamaño de la rueda cambia porque aunque la llanta sea de 29” al llevar un neumático con más balón la rueda tiene mayor tamaño. 
  • 27,5”+ y 29”+. Son ruedas con neumáticos más gordos, entre 2,8” y 3”. Así una rueda de 27,5”+ se convierte en 29” y una 29”+ es más grande que una 29”.

Para no liarte quédate con lo siguiente: 

El tamaño que te vas a encontrar en la gran mayoría de tiendas es 29” y es el más recomendable para todos los adultos a no ser que seas una persona pequeña. En este caso puedes ir más cómodo y mover mejor la bicicleta si esta es de 27,5”, pero también es una cuestión de gusto, experiencia, técnica y estilo de conducción. Muchas de las corredoras profesionales de cross country olímpico (XCO) no superan el 1,70 de altura y todas llevan bicicletas de 29”.

Tubeless y Cámara

En la gran mayoría de bicicletas (montaña, carretera, gravel, cicloturismo…) lo habitual es que dentro del neumático haya una cámara de aire que cuando se pincha hay que reparar o cambiar por otra. Junto con el tubular (reservado casi en exclusiva para competición) eran los dos sistemas existentes hasta la aparición del Tubeless. 

Este sistema se desarrolló para la bicicleta de montaña. Elimina la cámara de aire y usa llantas y cubiertas específicas con un líquido dentro para sellar los pinchazos. Las ventajas del tubeless son:

  • Podemos rodar con menos presión = más comodidad y agarre.
  • Evitamos los pellizcos por llantazos.
  • Te olvidas de esos pinchazos pequeños que antes te obligaban a cambiar la cámara.
  • Menor peso, pero depende del neumático que uses.

Las desventajas del tubeless son:

  • Requiere llantas y cubiertas específicas. La gran mayoría de fabricantes ya ofrecen de serie llantas y cubiertas Tubeless Ready por si el cliente quiere pasarse a este nuevo sistema eliminando la cámara y poniendo líquido sellante.
  • Precio. Las cubiertas y las llantas son más caras. Además necesitas el líquido sellante que hay que renovar cada cierto tiempo.
  • No resiste todos los pinchazos. Si tienes un agujero muy grande o un corte, el líquido no va a poder sellarlo y tienes que recurrir a una mecha (tubeless plug).

De todas formas, lo más recomendable es el tubeless y llevar una cámara de repuesto del tamaño de tu rueda por si acaso.

Transmisión y Frenos

Los cambios y frenos que lleva una MTB influyen notablemente en el precio. Generalizando mucho: 

  • Gama alta de bicicletas: Shimano XT y XTR o Sram XX1, X01 y GX. 
  • Gama media: Shimano XT, SLX y Deore o Sram X01, GX, NX y SX.
  • Gama baja: Shimano Deore, Alivio, Acera… o Sram SX, X9, X7….

Los frenos en una MTB son de disco. Mejor hidráulicos que mecánicos.

El monoplato se ha impuesto, sobre todo en gama media y alta. Detrás encontrarás 10, 11 o 12 piñones

Ventajas del monoplato:

  • Solo tienes que pensar en el cambio trasero. 
  • Menos mantenimiento.
  • Menor peso.

En las gamas baja y media-baja hay un enorme abanico de combinaciones: 

  • Dos platos. Es raro encontrar una MTB nueva de 3 platos. 
  • Bicicletas con cassettes de 10, 9, 8... piñones. 

Añadir que los cambios electrónicos también están disponibles en MTB. Shimano tiene cambios electrónicos con cable en sus grupos XT y XTR. Los de Sram están en los grupos XX1, X01 y GX, y son inalámbricos.

¿Automáticos, plataforma o mixtos?

Por lo general la gran mayoría de las bicicletas compradas en tienda vienen sin pedales o con pedales de plataforma. Te recomendamos usar pedales automáticos y zapatillas de MTB porque las ventajas que proporciona ir enganchado a la bicicleta son mayores que las desventajas. 

Ventajas:

  • Más control y seguridad. Evitas que se te escurra el pie en una bajada o un bache. 
  • Mejor transferencia de la fuerza. 
  • El pedaleo es más redondo.
  • Puedes tirar de la bici para evitar obstáculos.

Desventajas

  • Tienes que comprarte zapatillas específicas
  • Debes practicar el enganche y desenganche para sacar el pie rápido y a tiempo en caso de que tengas que hacerlo. 
  • Si la cala o el pedal se llenan de barro cuesta engancharse. 
  • Requieren una regulación previa y un mínimo mantenimiento.

Con los pedales de plataforma pierdes las ventajas de los automáticos, pero ganas libertad para los pies y te ahorras dinero porque el mantenimiento es nulo y no necesitas zapatillas específicas. Aunque si vas a usar mucho la mountain bike te recomendamos que te hagas con unos buenos pedales de plataforma metálicos y un calzado con una suela rígida para ir lo más cómodo y seguro posible.

En todo caso, si tienes dudas puedes optar por unos pedales mixtos con plataforma por un lado y con enganche por otro

Hasta aquí lo más básico. Podríamos continuar hablando del sillín, manillar, tija telescópica y otros componentes, pero entonces la guía dejaría de ser básica y para comprar tu primera MTB es más que suficiente con lo descrito. 

← Volver al blog

También te puede interesar...