Cómo elegir la talla de bici correcta - Preguntas y Respuestas

Algunas de las primeras preguntas que se hace una persona que quiere empezar a practicar ciclismo tienen que ver con la talla: ¿Qué talla de bici necesito para mi altura? ¿Qué talla le compro a mi hija? En algunos casos la respuesta es sencilla pero otras preguntas no tienen fácil respuesta ya que, al igual que sucede con la ropa o las zapatillas, no hay una estandarización que nos permita saltar de marca en marca manteniendo la misma talla sin correr el riesgo de equivocarnos. El tallaje en las bicicletas puede variar incluso en una misma marca dependiendo del diseño y geometría de la bici y del tipo de disciplina a la que esté enfocada.

Lo bueno es que todas las marcas ofrecen guías de tallas a partir de las cuales podrás orientarte sobre cuál sería la adecuada para ti. Incluso algunos fabricantes que venden online ofrecen guías para que las personas interesadas en comprar una bici se tomen determinadas medidas corporales que les ayuden a encontrar su talla.

Aún así vamos a responder algunas de esas preguntas tan frecuentes respecto a las tallas de bicicletas:

  • ¿Qué talla de bici necesito para mi altura?

    La norma general es que la altura define la talla que necesitas y partiendo de ella deberás mirar la guía de tallas de la marca para saber cuál es la tuya.

    En la gran mayoría de marcas la talla del cuadro la marca el largo del tubo del sillín. Las tallas las puedes encontrar en cm (48, 50, 52…), pulgadas (17, 19…) o tallas (XS, S, M, L…). Las pulgadas son más habituales en las bicicletas de montaña porque las primeras MTB se hicieron en USA pero a día de hoy gran parte de las marcas optan por usar letras en lugar de medidas numéricas con el objetivo de homogeneizar lo más posible las tallas entre sus propios modelos y no confundir al usuario.

    Hay una medida muy clásica que te puede ayudar a escoger talla: Montado sobre la bici y con los dos pies en el suelo, que haya una separación entre el tubo horizontal y el perineo de 2 cm como mínimo y 5 cm como máximo. Es lo que se conoce como “standover”.

  • ¿Qué medidas necesito para saber mi talla?

    Ya hemos hablado de que la altura es importante pero si quieres saber con más exactitud tu talla debes conocer cuál es la longitud interior de tu pierna. Para medirla tienes que descalzarte, ponerte de pies y, con las piernas rectas, medir la distancia desde el suelo a la entrepierna. Ayúdate de un libro colocado entre las piernas y te será más sencillo.

    Si queremos saber nuestra talla en una bicicleta de montaña esa medida la debemos multiplicar por 0,21 para obtener una talla en pulgadas o por 0,54 para obtener una talla en cm.

    Si queremos saber nuestra talla en una bicicleta de carretera esa medida la debemos multiplicar por 0,665 para obtener una talla en cm.
  • ¿Y si la medida me da entre dos tallas?

    En este caso puedes medir tu envergadura (la longitud desde la punta de una mano a la otra con los brazos extendidos en cruz). Si es mayor a tu altura elige la talla superior, si es inferior elige la talla inferior.

    Afortunadamente esta medida la podemos solucionar “fácilmente” con una potencia más o menos larga o una tija con o sin retroceso.
  • Soy mujer ¿Qué talla necesito? ¿La talla es la misma en una bici para mujeres que una unisex?

    La talla que necesites vendrá marcada por tu altura y debes de seguir las recomendaciones generales anteriores.

    Las tallas de las bicicletas específicas para mujeres son las mismas que las unisex. Hay mujeres que se sienten más cómodas con una bici para mujeres por sus componentes específicos, su geometría y unas ruedas ligeramente más pequeñas, y otras féminas con una bicicleta unisex.

  • ¿Cómo saber la talla de bicicleta para un niño?

    Hay que tener en cuenta tres cosas: la estatura y edad del niño, y que en las bicicletas de niño la talla es el tamaño de la rueda que se mide en pulgadas. Muy resumido:

    Para los más pequeños (niños entre 2 y 4 años con estatura entre 85 y 105 cm) la rueda será de 12”. Son las conocidas como bicis sin pedales o “push bikes”.

    Por encima están las bicis de 14”, ya con pedales y con o sin ruedas auxiliares. Son para niños entre 3 y 6 años con estaturas entre 95 y 115 cm.

    Dos pulgadas por encima tenemos bicis de 16”, prácticamente iguales a las anteriores pero un poco más grandes para llegar hasta los 7 años con estaturas en torno a 100-135 cm. 

    Pasamos a las 20” para niños entre 6-10 años llegando ya a estaturas de 140 cm. Ya no traen ruedines.

    El último tamaño específico son 24 pulgadas para niños de más de 9 años y por encima de 135 cm de altura.

  • ¿Qué significa bicicleta de 26 pulgadas?

    Una bicicleta de 26 pulgadas se refiere al tamaño de la rueda, no al del cuadro. Por tanto no estamos hablando de la talla de la bici. Lo mismo sucede para las bicicletas de 27,5 o 29 pulgadas. En los tres casos estamos hablando siempre de bicicletas de montaña o híbridas.

  • ¿Importa la talla del cuadro en una bicicleta?

    Sí pero no. El tamaño del cuadro define la talla de la bicicleta y aunque es crucial usar una talla adecuada para ir cómodo y manejar bien la bici, también es cierto que podemos jugar con otros componentes de la bicicleta para ajustar una talla ligeramente inferior o superior a la que nos corresponde. Solo ligeramente. Si nuestra talla es L no tiene sentido escoger una S, o si nuestra talla está entre una S y una M, sería una mala decisión escoger una L.

  • ¿Cómo saber la talla de una bicicleta?

    La talla de la bici suele ir pintada o pegada en el tubo horizontal o en el tubo vertical del cuadro de la bicicleta. Ahí podrás ver una cifra en cm o pulgadas, o una letra. Si tu bici no tiene nada usa un metro para medir el tubo vertical donde se inserta el sillín y así obtendrás la talla.

  • ¿Tengo que llegar con los pies al suelo?

    Si estás empezando a salir en bici SÍ, es recomendable que puedas poner los pies fácilmente en el suelo estando montado en el sillín. No es la posición más adecuada pero es la más segura. Más adelante, cuando tengas más confianza y habilidad, puedes subir el sillín para apoyarte solo con la punta del pie en el suelo. 
  • Yo ya controlo. ¿A qué altura pongo el sillín?

    Debes de recurrir a la longitud interior de tu pierna que comentamos antes y multiplicarla por 0,88. Eso te dará la distancia que debe de haber entre el eje de pedalier (el punto central donde giran las bielas) y el punto más alto del sillín.

    También lo puedes hacer a la vieja escuela. Te subes a la bici, apoyas el talón sobre el pedal en su punto más bajo. En ese punto tu pierna tiene que quedar casi completamente estirada. Si no llegas te has pasado subiendo el sillín y queda doblada tendrás que subirlo más.

  • No me aclaro, no tengo metro, paso de líos, necesito ayuda...

    Acude a tu tienda local
    . Describe al vendedor tus circunstancias físicas (estado de forma, flexibilidad, lesiones…) y qué uso le vas a dar a la bici para que él te pueda aconsejar. Dependiendo de la tienda es posible que tengas la opción de probar varios modelos y tallas para elegir una.

    Si te vas a gastar mucho dinero en una bici el consejo del vendedor o de un profesional que realice estudios biomecánicos es primordial. El tendero te aconsejará y te dejará testear las bicis de prueba gratis, y los estudios biomecánicos los puedes encontrar a partir de 100€.

Por último, es importante acertar en la talla del cuadro pero las bicis no las hacen a medida así que con el uso y el hábito puedes ir afinando la adaptación de la bici a tus medidas o necesidades moviendo, o haciendo cambios, en la altura y/o longitud de la potencia, manillar, tija de sillín y altura del sillín. En definitiva, es la bicicleta la que debe adaptarse a ti y no tú a ella.
← Volver al blog

También te puede interesar...